Valoración de los usuarios: / 5
PobreEl mejor 
Articulos - Replicas

El arma real.
Esta réplica esta basada en el modelo VSR-10 de Marui que a su vez se inspira en el fusil m24, derivado del comercial Remington m700.  Las principales características técnicas son:

Calibre: 7,62x51
Funcionamiento: Manual de cerrojo
Alimentación: cargador interno con capacidad para 5 cartuchos
Peso: 5,5 Kg. en vacío y sin mira
Dimensiones: 109,2 cm
Miras: Leupold 10x42 Ultra M3A
Longitud del cañón: 61 cm
Culata: Hs Precision Ajustable en longitud
Máximo rango efectivo: 800 metros
Precisión esperada: 1 MOA a 100 metros

Más información aquí http://www.world.guns.ru

La compra.
Lo adquirí hace un par de meses en www.rsov.com , su costo redondeando, fue de unos 115 euros, no pago aduanas,  el envío tardó un poco menos de una semana en llegar a mi casa.

El modelo.
La réplica desmontada, viene bien protegida por el embalaje, una tela del color del camuflaje de las Fuerzas de Defensa Japonesas recubre la gomaespuma y otorga al paquete un cierto aspecto lujoso.  A parte de la réplica se incluyen diversas llaves de allen para facilitar el montaje, un cargador, bolsita de bolas y un magnífico manual y amplio manual, en el que incluso se nos obsequia con un mini curso de francotirador. Además del fusil se una mira telescópica, la mira esta retroiluminada en rojo, su objetivo es un 32 y tiene un aumento variable de 3 a 9, cumple muy bien su función. 

Impresiones iniciales.
Me gusta mucho, no puedo decir otra cosa, es una réplica muy atractiva, de líneas finas y bien diseñadas, agradable a la vista y al tacto, tiene una película engomada que hace que mejore la sujeción, es muy ligera sobres los 2 ó 3 Kg. en este punto pierde realismo, pero es solucionable añadiéndole peso extra a la culata.  Es relativamente fácil de ensamblar excepto el montaje de la retenida del cargador que no viene demasiado bien explicada, una vez montado el visor telescópico el conjunto en general ofrece un aspecto magnífico.

Primeras Pruebas. 
La acción del cerrojo es suave, muy muy suave, si estás acostumbrado a los antiguos rifles de cerrojo de Marui o CA, este te va a sorprender, no hace falta ningún esfuerzo para acerrojar, casi parece una réplica de gas en lugar de muelle.  Disparando dentro de casa y con el visor mínimamente centrado y con apoyo, consigue unas agrupaciones más que buenas estupendas.  Durante la prueba no se produjo ninguna interrupción ni contratiempo.

En acción.
Me lleve está réplica a San Agustín de Guadalix con el objeto de pasarla por el crono y disparar unos cuantos tiros para calibrarla a 40 – 50 metros, no pensaba jugar con ella, pero una circunstancia inesperada, mi CA m15a4 decidió dejar de funcionar, hizo que tuviese que jugar toda la partida con ella, y quede sorprendido, muy gratamente sorprendido.
Pasándola por el crono dio medidas comprendidas entre 367 y 370 pies por segundo con bolas del 0,25 lo que implica que la velocidad con bolas de 0,20 debe de rondar los 390-400 pps, después de una pequeño periodo de adaptación para amoldarme al nuevo rol, conseguí un buen montón de eliminaciones de hecho mas de las que habitualmente hago, teniendo en cuenta que soy un tirador mediocre y que como jugador tampoco soy muy allá los resultados se pueden clasificar como muy buenos.  Las únicas interrupciones en los disparos fueron cuando el cargador se quedo sin munición y a veces cuando por descuido el cerrojo se quedaba semi-abierto y no en su posición de cerrado, esto no es un defecto de la réplica, ya que también pasa en las armas reales, como anécdota os diré que disparando con el FR-8 del ejercito español, esto pasaba frecuentemente ya que el diseño de la palanca del cerrojo era recto en lugar de doblarse hacía la culata como en la mayoría de los modelos de acción manual por cerrojo, con que era sumamente fácil que se enganchase en la ropa o en las trinchas, provocando que el acerrojamiento no se completase.
El único aspecto negativo es referente a la cobertura “gomosa” de la réplica, en realidad es una fina película de goma que se deteriora rápidamente con el uso en “combate”, he de decir que me gusta jugar de una manera realista, es decir el fusil no tiene un trato entre algodones, si no más bien todo lo contrario, lo que indudablemente contribuyo a que el desgaste de la goma se acelerase.
Resumiendo, he quedado encantado, tanto que estoy planteándome el comprarme un ghillie para jugar como francotirador de vez en cuando, teniendo en cuenta la relación calidad precio y que la perfección absoluta no existe le doy una nota de 8,5 sobre 10, sobresaliente bajo o notable alto como queráis J (lo siento pero en mi época no existía el progresa adecuadamente ni esas cosas).